TODO AQUÉL Ó AQUÉLLA QUE VIÓ U OYÓ HABLAR DE LOS ROLLOS DEL CORDERO DE DIOS, Y A NADIE LOS COMUNICÓ, CAUSÓ TRAGEDIA EN OTROS; PORQUE TODO ESPÍRITU PENSANTE, PROMETIÓ AL PADRE, COMUNICAR LAS NUEVAS DEL PADRE, POR SOBRE TODAS LAS COSAS; ESTO INCLUYE LA NÓ ENTRADA AL REINO DE LOS CIELOS; ES ASÍ QUE LA LLAMADA IGLESIA CATÓLICA, DEJÓ SIN ENTRADA, AL MUNDO CRISTIANO; PORQUE NADA LE COMUNICÓ A ESTE MUNDO DE LA FÉ; LA ROCA RELIGIOSA, OCULTÓ LA VERDAD AL MUNDO; DESDE HACE MUCHOS AÑOS, QUE LA ROCA SABE DE LA EXSISTENCIA DE LA ESCRITURA TELEPÁTICA, DEL PADRE JEHOVA; TODO OCULTAMIENTO DE TODA VERDAD, SE PAGA DELANTE DEL PADRE; SEGUNDO POR SEGUNDO, DE TODO EL TIEMPO EN QUE DURÓ TAL EGOÍSMO; LOS LLAMADOS RELIGIOSOS, QUE SABÍAN LA EXISTENCIA DE LOS ROLLOS DEL CORDERO, DEBERÁN CALCULAR EL NÚMERO DE SEGUNDOS QUE CONTIENE UN MINUTO, UNA HORA, UN DÍA, UN MES, UN AÑO, Y DE TODOS LOS AÑOS; TODO TIEMPO ES VIVIENTE DELANTE DEL PADRE; Y TODO TIEMPO QUE FUÉ EMPLEADO EN LA VIDA, CON INFLUENCIA DE OCULTISMO, PIDE JUSTICIA AL PADRE JEHOVA; ES MÁS FÁCIL QUE ENTREN AL REINO DE LOS CIELOS, LOS QUE NADA OCULTARON EN LA PRUEBA DE LA VIDA; A QUE ENTREN, LOS QUE PRACTICARON EL SILENCIO EGOÍSTA, EN CUALESQUIERA DE SUS GRADOS MENTALES.-

Sí hijito; la llamada iglesia católica, como todos los espíritus del universo, pidió ante el Padre Jehova, ser instantáneos en toda verdad; nadie pidió al Padre, demorarlo en sus divinas leyes; en ninguna forma imaginable; es por esto que todos pidieron y prometieron al Padre, por sobre todas las cosas imaginables; he aquí el llorar y crujir de dientes de todo el que no avisó a otros, la presencia de la Revelación en este mundo; sorprendidos fueron, dirán las generaciones del futuro; fueron sorprendidos, como sorprende un ladrón de noche; la lista de los que sabían de la exsistencia de la Revelación del Padre Jehova; la conocerá el mundo; sus nombres serán conocidos en todos los idiomas de la Tierra; porque todo espíritu pensante, pidió juicio universal; sin que nada se ocultara; porque todos sin excepción, pidieron un juicio que en sus leyes, es semejante a los juicios que se ven en el Reino de los Cielos; toda criatura tiene la tendencia natural, de imitar en los lejanos mundos, lo que vió en su lugar de orígen; lo que todos vísteis, no se vé en vuestro extraño sistema de vida; lo vuestro está influenciado por el egoísmo; porque las leyes de vuestro sistema de vida, salieron de una extraña psicología interesada; todo en vuestro extraño mundo, se hace pensando en el interés; no se hace pensando en las leyes del Padre; si así hubiese sido, vosotros hijos de la Tierra, estaríais viviendo un sistema de vida justo é igualitario; porque como bién sabéis, el Padre Jehova os enseñó, que todos sóis iguales en derechos delante de Dios; de verdad os digo, que todo extraño sistema de vida, que no quiso imitar a las divinas enseñanzas del Padre, nó verá la gloria del Padre; porque la más microscópica imitación a las enseñanzas del Padre, es infinitamente premiado por el Padre; la nó imitación al Padre, dentro de las leyes del libre albedrío, aleja del Padre; el más microscópico esfuerzo mental, es premiado por el Padre; y de todos los microscópicos esfuerzos mentales, está primero lo pensado en el Padre; he aquí vuestra caída, por falta de imitación al Padre; la imitación es viviente delante del Padre; todos pedísteis conocer la imitación; hay infinitas clases de imitación; todo el pensar está constituído por jerarquías microscópicas; la mayor jerarquía microscópica, es aquélla que en su propio pensar, imitó al Padre, por sobre todas las cosas imaginables; porque toda imaginación, la creó el Padre; el ensalzar al Padre, tiene por causa única, de que todo lo imaginable, lo creó el Padre; ensalzar al Padre, es reconocerle su infinita Creación; que incluye al mismo que le reconoce; cuando se está en el Reino, delante del Padre, todos le prometen lo uno y lo otro; más, pocos cumplen; por lo común; el sufrido y el humilde cumplen; de verdad os digo, que todo llamado religioso, que negó al Padre en Revelación, no entrará al Reino de los Cielos; así como le negaron, así también ellos serán negados, en otras exsistencias, en otros mundos; lo de arriba es igual a lo de abajo; he aquí que es más fácil que entre al Reino de los Cielos, un obrero, un trabajador, que con su filosofía de trabajo, a nadie dividió; a que entre un religioso; que con su extraña religión, dividió a muchos; de verdad os digo, que ninguno de vosotros, pidió al Padre dividir a otro; en ninguna forma imaginable; ni en lo más microscópico; porque todos sabíais en el Reino, que satanás le había dividido los ángeles al Padre; y nadie de vosotros, quiso imitar a satanás ni en lo más mínimo; porque sabíais por conocimiento, que todo dividido que venía de probar vidas, de lejanos mundos, no volvía a entrar al Reino de los Cielos; es por esta razón, que fué escrito: Sólo satanás divide y se divide así mismo; he aquí porqué ningún religioso del mundo, entra al Reino de los Cielos; porque le dividieron los hijos al Padre; ellos sembraron la confusión mental, en los que buscaron al Padre, en la prueba de la vida; nadie de este mundo, los defenderá; porque por culpa de la roca religiosa, el llamado mundo cristiano, nó entrará al Reino de los Cielos; he aquí la luz sobre la divina advertencia bíblica: Y habrá llorar y crujir de dientes; porque grande fué en este mundo, la extraña influencia que ejerció, la roca religiosa; todo tuvo que cumplirse hasta el último instante de todo tiempo pedido; todas las pruebas de vida, que encierra el haber venido a este mundo, fueron pedidas por vosotros mismos; y hasta el último instante pedido, la roca religiosa negó al Padre hecho Revelación; la misma confusión creada por ellos mismos, los hizo caer; porque miraron a la verdadera Revelación, como una más entre todas; he aquí que dividiré a toda roca de dureza mental; porque roca significa egoísmo mental, en el Reino de los Cielos; y significa endurecimiento espíritual; es decir que cuando la criatura, posee algún conocimiento, se encierra en él; no sigue buscando la verdad; de verdad os digo, que todo el que se limitó así mismo, premio limitado tendrá; porque escrito fué que todos recibirán, según sus obras; el que se esforzó más en la búsqueda, más tendrá; el que se esforzó menos, menos tendrá; he aquí que todo lo que estudió vuestra mente, no tiene límites; porque sigue viviendo después de vuestra vida; tal como sigue viviendo vuestro espíritu pensante; y de verdad os digo, que todos os volvís a encontrar de nuevo, fuera de la tierra; he aquí que todo el que progresó poco en la prueba de la vida, pequeño en poder, es fuera de la Tierra; y todo el que buscó más, grande en poder es fuera de su morada planetaria; de verdad os digo, que se es grande en la eternidad, en la medida que el propio espíritu buscó en su prueba planetaria; la roca religiosa al callar la verdad al mundo, le quito poder espíritual a cada uno; porque desde el mismo instante, en que la roca sabía que se estaba escribiendo una Revelación, han transcurrido millones y millones de segundos; que para todo espíritu pensante, le representa el acercarse ó el entrar, al Reino de los Cielos; porque cada segundo vivido en prueba de vida, acerca ó aleja a la criatura que pidió la prueba viviente; según el uso que hizo de su libre albedrío; según si sirvió al bién ó al mal; he aquí que esta verdad, estremecerá al mundo que conoció la extraña influencia religiosa; los que nó conocieron este árbol nó plantado por el Padre, están más cerca del Reino de los Cielos; porque a lo largo de la vida, el total número de ideas generadas, no fué influenciada por una extraña división; quien siguió y cultivó la religiosidad, se dividió y los tales no entran al Reino de los Cielos; de verdad os digo, que ninguno de los que conocieron la llamada religión, a podido volver a entrar al Reino de los Cielos; desde que el mundo es mundo; las leyes del Padre, son de toda eternidad; he aquí que al publicarse la nueva doctrina del Padre Jehova, comienza el principio de la total caída, de uno de los árboles, que nó plantó el Padre Jehova; ciertamente que podría dejar el Padre, el reinado de la iglesia; siempre que nunca ni en una molécula, le hubiese violado la ley; más, nó ocurrió así; los llamados religiosos, jamás nunca debieron haber reconocido, al extraño sistema de vida, salido de las leyes del oro; ellos, que al hablar en el nombre de Dios, representaban la igualdad del Padre, nada hicieron por derribar al demonio mayor; el demonio mayor tomó la forma de extraño sistema de vida; he aquí que vosotros, religiosos del mundo, os debísteis haberos convertido, en los más grandes revolucionarios de este mundo; mi Hijo Primogénito luchó contra el extraño é inmoral vivir, de los emperadores romanos; ellos le mandaron matar; y vosotros, falsos profetas, ¿Por qué nó luchásteis contra los que sustentan, una inmoral forma de vida, que es toda una inmoralidad, delante del Padre? de verdad os digo, que un revolucionario vale más que vosotros; porque todo revolucionario, es profeta en el Reino de los Cielos; todo revolucionario pidió y prometió al Padre, cambiar en los lejanos mundos, extraños é inmorales sistemas de vida, que como el vuestro, escandalizan la divina moral de sus Escrituras y Mandamientos; de verdad os digo, que vosotros religiosos del mundo, al servir a dos señores, perpetuásteis en este mundo, la injusticia y la inmoralidad; porque decíais servir al Dios viviente, y a la vez reconocíais al señor del oro; con vuestra extraña actitud, legalizásteis al señor del oro; y perpetuásteis su inmoral reinado; de verdad os digo, religiosos del mundo, que hasta la última molécula de dolor y de injusticia, que hicísteis sentir a otros, lo pagaréis; en esta generación, en otras exsistencias, en otros mundos; nunca debísteis haberos engrandecido en un extraño y desconocido sistema de vida; sabíais que todo lo que sale del oro, es inmoral; sabíais, que todo pecado nacido de toda mente que vivió el inmoral sistema de vida, el causante era el oro; y vosotros, ciegos guías de ciegos, también os construísteis un becerro de oro; también os tentásteis y creásteis vuestra propia bestia de oro; ¿no tenéis acaso, banco propio? ¿no tenéis las más grandes propiedades del mundo? ¿cuánto no vale una fastuosa catedral? ¡¡hipócritas!! tenéis los días contados; con tan inmoral forma de vivir, queréis que el mundo se vuelva manso; para que otros vean la luz, es menester primero, verla en sí mismo; de verdad os digo, que nada quedará de vosotros; porque todo árbol filosófico de extraña y dudosa moral, de raíz será arrancado por la nueva doctrina del Padre Jehova; por culpa de vosotros, que sacásteis en este mundo, una extraña adoración al Padre, ningún católico del mundo, entrará al Reino de los Cielos; porque a todos dividísteis; con vosotros, nadie conoció la igualdad enseñada por el Padre; los que más se acercaron a la igualdad enseñada por el Padre, fueron los revolucionarios del mundo; y nó por ello, ¡¿no?! rinden cuenta de sus actos al Padre; porque también pidieron la prueba de la vida; más, sus morales vivientes, engrandecieron al Padre; porque todo revolucionario se prometió así mismo, dar hasta la vida, por lograr justicia para otros; ellos, se acercaron al divino mandato: Te ganarás el pan, con el sudor de tu frente; porque ser revolucionario, cuesta sacrificio, persecución, intrigas, engaños y hasta son asesinados; os pregunto religiosos del mundo, ¿quiénes podrían ser los primeros, en el Reino de los Cielos? ¿vosotros, los llamados ricos ó los revolucionarios? ciertamente que los más sacrificados; he aquí que ningún rico ni cómodo del extraño sistema de vida del oro, entrará al Reino de los Cielos; porque ni ricos ni cómodos, se conocen en el Reino; ambos son producto de una forma de vivir inmoral, desconocida en el Reino del Padre; y de verdad os digo, que ni el rico ni el cómodo, pidieron al Padre, conocer la inmoralidad, en su propio vivir; y si la pidieron, le prometieron al Padre, oponer la resistencia mental; es por ello que vuestro pedido de vida, se llama en el Reino, la prueba de la vida humana; toda prueba que incluía conocer cierta forma del mal ó de tinieblas, se pidió prometiendo al Padre, triunfar sobre el mal, aplicando leyes de la luz; nó confundir esta ley; pedir conocer lo que no se conoce, es ley normal y divina en el Reino de los Cielos; los espíritus en virtud de sus libres albedríos, insisten ante el Padre; y el Padre que todo lo imaginable lo puede, todo lo concede; se piden ante el Padre, leyes que os parecerían increíbles y hasta absurdas; según el concepto humano que tenéis de ello; es por ello que fué escrito: De todo hay en la viña del señor; este todo es infinito; porque todo lo creó el Padre; la viña es el universo con sus mundos y soles; he aquí que se hace la luz para todo entendimiento; porque todos defendéis el libre albedrío, en cualesquier punto del universo, en que os encontréis; nadie quiere ser menos; ni estando ni arriba ni abajo; porque lo de arriba es igual a lo de abajo; la divina igualdad del Padre está en todas partes; aunque se vivan y se cumplan leyes diferentes; he aquí que la igualdad, soñada por todo humilde y sencillo, se volverá realidad en este mundo; porque todo mundo ó sistema de vida reinante en los planetas, tiene su tiempo; y junto con el tiempo, se pide límite; de verdad os digo, que ni el tiempo ni el límite terrenal, conocíais; todo lo que no se conoce, se pide al Padre conocer; y todo pedido de los hijos, se vuelve vida cuando el divino libre albedrío del Padre así lo quiere; esto es hacer la luz en cada uno que lo pide; he aquí que al hacer la luz el Padre, lo hace en todos los tiempos, espacios y filosofías imaginables; porque tal como se os enseñó, lo del Padre nó tiene ni principio ni fín; es infinito; como os fué enseñado, que vuestro mundo fué creado en pocos días, así fué; porque vuestro planeta fué primero microbio; planeta microscópico; he aquí la luz de vuestro orígen, viene al mundo; porque pedísteis la luz; la pedísteis en forma de doctrina; porque es una de las formas, de entender de vuestro entendimiento; quien no quiso entender en esta oportunidad, no entenderá más en este mundo; porque dejarán de vivir en él; porque todo tiene su tiempo y todo tiempo tiene su todo; porque nadie es desheredado en el universo; ni la materia ni el espíritu; el entendimiento viviente nace para aprender más; porque lo que hay que aprender en el Padre, es eterno; lo del Padre no está circunscrito a una sola exsistencia; porque se os enseñó que vuestro Dios es infinito; de verdad os digo, a los que nó creyeron en el poder del Padre, que nó entrarán al Reino de los Cielos; ni serán resucitados a niños de doce años; porque tal es el premio para los que cultivaron la fé viviente; el incrédulo que tuvo toda una vida para escoger, nada espere del Padre; jamás los incrédulos, han sido premiados; ni nunca lo serán; todo el universo expansivo pensante, está impregnado de la divina fé del Padre; con fé divina é infinita, vuestro Creador hizo todas las cosas; la materia en sus leyes y el espíritu en las propias, saben cuando no se cree en ellos y al saberlo, no prestan su concurso al incrédulo; porque libre albedrío tienen en sus respectivas leyes, materia y espíritu; he aquí el llorar y crujir de dientes, de todo incrédulo; porque todo incrédulo verá por sus propios ojos, como otros son resucitados a niños; he aquí que un manto de sentimiento cubrirá la faz del mundo; porque millones y millones que nó creyeron, llorarán toda su vida; he aquí un drama escrito desde hace ya muchos siglos; Y habrá llorar y crujir de dientes; porque los que no creyeron, sentirán que irremediablemente, la muerte se los llevará; jamás el mundo presenciará en su vida planetaria, cosa igual; una era que será recordada por muchas generaciones; una era salida del extraño sistema de vida del oro; una era que es el fruto de una tiniebla vivida; una era que servirá de dolorosa advertencia, de los que vivirán en el milenio de paz; una era que recordará a las generaciones del futuro, la forma que tomó satanás, para engañar y dividir al mundo; una extraña forma llamada capitalismo; una extraña forma que ilusionó a generaciones enteras; que pululan fuera del Reino de los Cielos; porque sus inocencias fueron divididas; y ninguna inocencia dividida, vuelve a entrar al Reino de los Cielos; he aquí el fruto-tragedia salido de los que se tomaron el libertinaje, de dar al mundo, un extraño sistema de vida; porque los que crearon el llamado capitalismo en este mundo, no tomaron en cuenta al Padre; nó consultaron con sus escrituras; de verdad os digo, que si estos demonios del libertinaje, hubiesen consultado a las escrituras del Padre, como se lo prometieron en el Reino de los Cielos, este mundo entraría al Reino de los Cielos; porque no sería un sistema de vida extraño, a las escrituras del Padre; todo lo que es extraño a las escrituras del Padre; nó vé la gloria del Padre; he aquí la culpa de los que se inspiraron en el oro, para dar justicia en este mundo; de verdad os digo, que ninguna justicia con influencia extraña, es premiada en el Reino de los Cielos; la justicia de vuestro mundo, es justicia interesada; la alegría de vuestro mundo, es alegría con dolor; todo se finge en vuestro extraño sistema de vida, porque la extraña psicología salida del interés al oro, está constituída con astucia; que es el mismo demonio en acción; es el mismo satanás, que empleó también la astucia, para perder a vuestros primeros padres terrenales; he aquí que satanás tomó la forma de sistema de vida interesada; una extraña psicología, salida de la ilusión; toda criatura ilusionada en lo extrañó, no entra al Reino de los Cielos; nadie pidió al Padre, ilusionarse en la prueba de la vida, al grado de olvidarse de Él mismo; de olvidarse de su propio Creador; hasta la ilusión es viviente delante del Padre; hay infinitas clases de ilusión; la mayor ilusión que salva, es la fé; la fé es en cierto modo, una ilusión en la prueba de la vida humana; he aquí que la fé cuando se inspira en lo del Padre, se gana la eternidad; vuestro Creador también siente y también posee sentimientos, como los poseéis vosotros; lo de arriba es igual a lo de abajo; el Padre premia en grado infinito, a los que nó viéndolo, creyeron en Él; porque tal acto de fé, es lo más grande y sublime, de todas las leyes del universo; es más fácil que entren al Reino de los Cielos, los que creyeron en la exsistencia de un Creador; a que puedan entrar, los que negaron un autor de su propia vida; el que niega, cumple su destino; se vá a mundos en donde todo se niega; porque cada uno recibe según sus obras; según su pensar; el más mínimo esfuerzo mental, dá principio a una obra y nó exsiste obra, que no tenga un microscópico principio mental; de lo microscópico, salió todo lo que los ojos ven; porque materia y espíritu, piden tiempo, espacio y filosofía para madurar; de verdad os digo, que el que nó nace microscópico ó humilde, nó vé la gloria mayor en el Padre; porque siendo el Padre justo y perfecto, a todos dá igual oportunidad; nadie es menos delante del Padre; todo lo imaginado, tuvo un principio microscópico; lo que fué, lo que es y lo que será; he aquí el único principio de todas las cosas; la explicación de todo principio en las cosas, nó tiene fín; porque un microbio sucede a otro microbio, en el universo viviente de Dios; lo salido del Padre, no tiene principio ni fín; es por ello, que los Rollos del Cordero, tampoco tienen fín; explicar de como fueron hechas las cosas, fué pedido por todos vosotros; pedísteis al Padre, saber el orígen de todo lo que vuestra mente, comprendería; porque el universo viviente del Padre, nó se reduce solamente al entendimiento humano; porque nadie es único en la Creación del Padre; sólo el Padre es único; y siendo único, se expresa en infinitas formas de vida; toda vida de todo mundo, retorna al Padre; como un hijo retorna a su casa; la creación del Padre Jehova, es eternamente sucesiva; en lo material y en lo espíritual; es así que el conocimiento también lo es; toda creencia tiene su tiempo; porque toda creencia pidió ser probada en la prueba de la vida; materia y espíritu, son probados en sus respectivas leyes; esto significa que todo en la creación, tiene una historia galáctica; porque nadie es desheredado en la creación del Padre; las historias vivientes exsisten y han exsistido siempre; he aquí que al exsistir en el Padre, todo lo imaginado, todo el universo se vuelve leyenda; toda fantasía se vuelve realidad en las lejanas galáxias; lo que no se puede comprobar en un mundo, se comprueba en otro; las leyendas vivientes se van sucediendo, a medida que nace una vida; en lo material y lo espíritual; toda leyenda se vuelve universo; porque todo lo imaginado tiene el infinito derecho, a conocer la igualdad enseñada por el Padre; puesto que todo lo imaginable, lo creó un mismo Padre; he aquí que en todo mundo donde llega una forma de igualdad, llega el Padre; se implanta su divina filosofía; de verdad os digo, que es más fácil que el Padre visite un mundo, en donde se vive su divina igualdad; a que visite un mundo, en donde reina el libertinaje; he aquí que el Padre en su divino libre albedrío, premia al justo; y castiga al injusto; mundo justo es aquél que se gobernó por las escrituras y mandatos del Padre; mundo injusto es aquél que se tomó el libertinaje de crear sistema de vida, sin consultar con sus Escrituras y Mandamientos; a esta última categoría de mundo, pertenece vuestro mundo; la mayor parte de vuestros sufrimientos, salió de vosotros mismos; nó salió del Padre; por culpa de un grupo de demonios, con complejo a la excesiva posesión del oro, es que sufrís; de verdad os digo, que ningún extraño acomplejado quedará en este mundo; nadie pidió al Padre, poseer al grado de hacer sufrir a otro; porque el sufrimiento no se conoce en el Reino de los Cielos; es más fácil que entre al Reino de los Cielos, uno que opuso resistencia mental al complejo de poseer más que otro; a que entre uno que no luchó en su mente contra tal posesión; he aquí el llorar y crujir de dientes, de todo el que poseyó más de lo que fué enseñado; de verdad os digo, que todo el que poseyó más de una molécula, de lo que debió haber poseído, no entrará al Reino de los Cielos; porque nadie pidió al Padre, poseer una molécula de más; porque toda molécula es viviente delante del Padre; y siendo viviente, posee libre albedrío; y acusa al espíritu ante el Padre, de posesión ilegal; la nó concordancia, con la divina ley viviente, enseñada por el Padre; he aquí el llorar y crujir de dientes, de todo un mundo; un mundo que al nó cumplir con lo prometido al Padre, por sobre todas las cosas, se comprometió con trillones y trillones de moléculas; porque la igualdad del Padre, está también en lo invisible; porque Dios está en todas partes; está en lo que se vé y en lo que no se vé; vosotros vivís un presente; un presente en que nó véis el interior del mismo; sólo lo sentís; una parte del interior, forma parte física de las ideas que generáis a diario; de verdad os digo, que hasta las ideas generadas por vosotros en la prueba de la vida, son juzgadas molécula por molécula; porque así es la igualdad expansiva del Padre Jehova; el juicio final pedido por vosotros, fué pedido por sobre sí mismo y por sobre todas las cosas; es decir, por sobre todo lo imaginable; esto significa que la doctrina-revelación, explica todo lo que el ser pensante, buscó en la prueba de la vida; y habiéndolo explicado todo, dá a conocer lo que vendrá; y en la forma que vendrá; ciertamente que ningún conocimiento humano, podrá dar luz, en lo que así mismo pidió como prueba; tuvo que ser una vez más, una jerarquía solar; porque así está hecha la ley, para esta parte del universo; siendo la ley del Padre igualitaria, exsiste dentro de ella, la variedad, la relatividad y la aparente desigualdad; más, todo pidió en sus leyes, la igualdad; la igualdad se siente dentro de la ley viviente pedida; cada cosa y cada ley se constituyen en dimensión; es decir que todo lo creado, salió de un mismo punto; lo que sale de un punto, retorna al punto; retorna por el mismo camino que hizo posible su aparición en determinado planeta; toda dimensión se constituye en galáxias con el correr del tiempo; todo madura en el universo viviente del Padre; ese todo incluye lo invisible y lo visible; lo que nó se vé y lo que se vé; como todo lo imaginable madura, es que el conocimiento también madura; un conocimiento sucede al otro; tal como se suceden las generaciones; es así que la misma Revelación salida del libre albedrío del Padre, se manifiesta cumpliendo la misma ley; la divinidad es la primera en cumplir con las leyes de determinado mundo; es por esto que sorprendió a los mismos que pidieron, ser los primeros en recibirla; esta sorpresa con olvido para con el Padre, tuvo por causa única, la influencia extraña de una extraña fé; de una extraña humildad; salido de un extraño é inmoral sistema de vida; muchos de los que pidieron ser los primeros, en ver la Revelación, nó creyeron; miraron a los Rollos del Cordero de Dios, como una escritura cualquiera; he aquí la caída de estos ciegos; sus nombres pasarán a la historia del mundo; y muchos servirán de ingrato ejemplo, por sus faltas de fé; sus nombres serán sinónimos de incredulidad; tal como lo fué Judas en su traición; aunque de verdad os digo, que Judas está más cerca del Reino de los Cielos, que el más ilustrado de entre todos los ilustrados, que produjo vuestro extraño sistema de vida; Judas nó tenía ilustración; y es más fácil que entre al Reino de los Cielos, un ignorante que vivió como pobre, a que entre un sabio que no fué pobre; porque mientras más se engrandeció una criatura, en un extraño sistema de vida, más rigurosa es la ley del juicio del Padre; porque más alejado de la igualdad enseñada por el Padre, está el engrandecido; el pobre por sufrir la pobreza, está más cerca de lo dicho por el Padre; y estando más cerca del Padre, su premio es mayor; es por esto, que vuestro Padre Jehova, adelantándose en siglos a vuestra aparición en este planeta, profetizó: Todo humilde es el primero en el Reino de los Cielos; todo humilde será ensalzado; y todo grande, despreciado; he aquí que toda divina parábola, dicha por el Padre, se vuelve realidad con el correr del tiempo; de verdad os digo, que todo lo expresado por el Padre en sus escrituras, todo se materializará en esta generación; porque vosotros lo pedísteis; todo lo imaginable, se pide en el Reino de los Cielos; esta generación será llamada por las generaciones del futuro, la generación del llorar y crujir de dientes; porque en vosotros está marcado el juicio final; con vosotros principia el fín de un extraño sistema de vida; que jamás nunca debió haber conocido esta humanidad; porque fué un inmoral sistema de vida; nadie pidió al Padre, ser explotado, en ninguna forma imaginable; este sólo hecho, es inmoralidad delante del Padre; he aquí el llorar y crujir de dientes, de este mundo; que ensalzó más al oro, que al Padre; ensalzó a una de sus infinitas creaciones; porque el oro, también es viviente delante del Padre; el oro habla ante el Padre, en sus leyes de oro; he aquí una historia que estremecerá a este mundo; una historia que explicará al mundo, como se fraguó su propia caída; es una historia galáctica; una historia como infinitas hay en el cosmos; una historia que nació al principio de vuestro principio; porque todo principio planetario, viene de otro principio; y todo principio, está lleno de infinitos principios; salidos todos, de un mismo principio; esto significa que en todo el universo viviente del Padre Jehova, exsiste jerarquía en todo lo imaginable; incluyendo los principios; las jerarquías del universo, son el Alfa y la Omega, de una infinita organización galáctica; y vosotros mismos lo sóis; porque nadie es desheredado en la creación del Padre; he aquí que lo dicho por el Padre, fué intuído en la Tierra; muchos hijos del conocimiento universal, han escrito mucho del cosmos; de verdad os digo, que si lo que escribieron, nó engrandeció al Padre, por sobre todas las cosas, no entraréis al Reino de los Cielos; porque cada letra y cada expresión de vuestras obras, os acusarán delante del Padre, de violar de lo que vosotros mismos pedísteis en vuestra prueba de vida; el término: Por sobre todas las cosas, salió como promesa, de vosotros mismos; porque libre albedrío teníais, al pedir al Padre, conocer lo que nó conocíais; el mismo libre albedrío que tenéis en la vida humana; lo de arriba es igual a lo de abajo; he aquí una luz, que hará llorar a casi todos los autores de libros en el mundo; porque son contados con los dedos, los que en sus obras, alabaron al Padre; son contados los que en sus obras escritas, escribieron la primera dedicatoria entre todas, al Padre; de verdad os digo, que todo escritor que fué ingrato para con su Creador, nó verá su gloria; ni será resucitado a niño de doce años el año 2001.-



ALFA Y OMEGA