ENTRE EL COMUNISMO Y EL CAPITALISMO EXSISTE UN CONTRAPUNTAJE ENTRE LOS QUE PIDIERON TENER MÁS EN LA VIDA, Y LOS QUE PIDIERON TENER MENOS; EL CAPITALISMO PIDIÓ PROBAR LA POSESIÓN PARA SÍ MISMO; EL COMUNISMO PIDIÓ GENERALIZAR LA POSESIÓN PARA TODOS.-

Sí hijito; todo se pide en el Reino de los Cielos; hasta lo más recóndito se pide; los espíritus piden perfeccionar sus filosofías pensantes, y probarlas en lejanos planetas; he aquí la tendencia é inclinaciones en que nadie está exceptuado; el capitalismo de este mundo, pidió al Padre Jehova, probar primero en el tiempo, el espacio y la filosofía; es por ello que el capitalismo es más antiguo que el comunismo; y el comunismo pidió al Padre, probar lo suyo aprovechando las injusticias del capitalismo; lo suyo significa que el comunismo es del Padre; porque todos salísteis de una misma ley común; salísteis de un mismo lugar del universo; el amor del Creador por sus criaturas es común; nadie es menos ante él; ni los espíritus ni la materia que creó; es por eso que fué escrito: Todos son iguales en derechos, delante de Dios; el capitalismo no es del Reino de los Cielos; porque allí nadie se divide ni en lo más microscópico; el capitalismo fué pedido por criaturas microscópicas, conocidas como espíritus humanos; de verdad os digo, que sóis tan microscópicos, que nadie os conoce en el Reino de los Cielos; sólo el Padre Jehova, la Madre solar Omega y ciertos Padres solares, que fueron profetas en la Tierra; porque ningún espíritu que conoció el capitalismo, como prueba de vida en un lejano planeta, a vuelto a entrar al Reino de los Cielos; porque con tal sistema que pidieron, conocieron los vicios; y ningún espíritu humano pidió al Padre conocer vicio alguno; de verdad os digo, que las esperanzas del Padre, estaban en aquéllos espíritus, que no pidieron el capitalismo como forma de vida; porque el libre albedrío se somete al Padre que lo creó; cuando los espíritus van a los mundos a perfeccionarse, todos le prometen al Padre; tal como un hijo en la Tierra, se lo promete a su padre terrenal; lo de arriba es igual a lo de abajo; el Padre que todo lo a creado, creó también el futuro de todo cuanto exsiste; el futuro de todas las criaturas y los mundos; el Padre vé cuando el hijo parte a una lejana morada, caerá en leyes contrarias a las que prometió en su divina presencia; nada dice el Padre; porque todo hijo a de vivir la experiencia pedida; de lo contrario no la conocería nunca; es así que los capitalistas le prometieron al Padre, probar la filosofía de la posesión, sin violar las leyes del Padre; más, las violaron; porque hay injusticias en el mundo; pobreza que no están en los mandatos del Padre; al pedir las criaturas probar sus filosofías, piden también tiempo para desarrollarlas; y junto con el tiempo, piden el fín de los tiempos; este fín llegó para el capitalismo; desde el mismo instante, en que el mundo conoce la nueva Revelación; porque toda Revelación venida del Padre, transforma las costumbres del mundo en que se revela; tal como las doctrinas Mosáica y Cristiana, lo transformaron; he aquí el juicio final; el juicio que todos pidieron; porque todo se pide en el Reino de los Cielos; al pedir conocer una vida, se incluye el juicio; unos pidieron ser juzjados en la Tierra, y otros fuera de ella; porque hay juicio arriba y Juicio abajo; porque lo de arriba es igual a lo de abajo; las costumbres vuestras, se viven en otros mundos; nadie es único en ninguna forma imaginada; por lo tanto el capitalismo nunca debió haberse creído como único sistema de vida; porque a caído hasta en el asesinato, por seguir reinando; de verdad os digo, que basta un segundo ó menos de violación en cualquier sistema de vida, y no se entra al Reino de los Cielos; esto que os parece excesivamente riguroso, no lo es; porque vosotros mismos lo pedísteis al Padre, y se os concedió; pedísteis probar la vida humana, sin violar la ley del Padre por sobre todas las cosas; el término sobre todas las cosas, es lo que no cumplió el capitalismo; porque no se puede servir a dos señores; no se puede servir a dos filosofías, cuando sólo se pidió una; no se puede servir al dios del oro, y al mismo tiempo al que creó el oro; porque se desvirtúa lo prometido al Creador de todas las cosas; sí hijito; es así tal como lo ves en el cosmos; las ideas que salen de cada mente nó salen separadas; todas están unidas por el cordón solar; son como microscópicos mundos de todos los colores imaginables; cada pensamiento que cada uno creó en la vida, es una futura forma de vida; porque nada queda al azar en la creación del Padre; las ideas son tan vivientes como el espíritu mismo; y vuestro espíritu salió de una idea; porque sin ideas nada se crea; cuando una criatura piensa, lo que hace es cumplir una promesa al Padre; pues le prometió antes de abandonar su lugar de creación, pensar siempre y por sobre todas las cosas, con la más elevada moral que la mente pueda imaginar; más, el llamado capitalismo desvirtuó tal promesa hecha al Padre; porque todo el mundo que fué influenciado por la moral del capitalismo, no entra al Reino de los Cielos; porque todas las ideas que se pensaron, fueron desvirtuadas en sus propias promesas hechas al Padre; en el Reino de los Cielos, no es sólo el espíritu el que promete; porque nadie es único en sí mismo; sólo el Padre es único; y siendo único dá vida infinita; cuando el espíritu retorna a su lugar de orígen, allí lo están esperando, todas las ideas que generó en el lejano planeta; porque todo lo que crea el Padre es eterno; no sólo lo que se vé; sino que también lo que no se vé; vosotros nunca vísteis las ideas en la vida; porque pedísteis no verlas; es por eso que vuestra forma de vida se llama prueba de la vida; probáis un presente con olvido del pasado; más, toda prueba tiene su fín; y ese fín llegó a la Tierra; toda Revelación enviada por el Padre, pone fín a una época que fué probada, para iniciar otra; muchas épocas a tenido este mundo; y todas han tenido un final; hoy toca fín al capitalismo; de verdad os digo, que el fín del llamado capitalismo, pone por principio la iniciación de la verdadera espíritualidad en este mundo; la espíritualidad del capitalismo, sirvió al señor del dinero; el mundo que sucede al capitalismo, servirá al verdadero Señor; al que creó todas las cosas; porque viene el gobierno universal; el gobierno que gobernará al mundo según las escrituras del Padre; y nó según el dinero; he aquí el Alfa y la Omega de un mundo; he aquí la diferencia entre el mundo capitalista que se vá, y el mundo que se inicia; siempre el hombre de este mundo, sólo pensó en sus triunfos; nunca pensó en el Creador de todos los triunfos; porque el Padre de las escrituras universales, es el que triunfa; triunfa con la más grande revolución salida del espíritu; los triunfos humanos fueron probados por el Padre; porque salieron de una vida, que pidió ser probada; fueron triunfos relativos al tiempo pedido; porque todo espíritu pidió un tiempo para conocer la vida humana; de verdad os digo, que al caer el capitalismo, cae un sistema de vida, que no es del Padre; porque no tomaron en cuenta en las leyes que crearon, al Padre por sobre todas las cosas; más importante para ellos fué el dinero; de verdad os digo, que todo el que conoció dinero, no entrará al Reino de los Cielos; porque nadie pidió conocer algo que podría ser una violación a los mandatos del Padre; el dinero no se conoce en el Reino de los Cielos; todos los espíritus humanos prometieron al Padre, imitar al máximo lo que conocieron y vieron en el Reino del Padre; porque vieron las leyes de la verdadera felicidad; he aquí la lucha humana; una lucha cuya causa está en la formación de la individualidad; porque la individualidad, es la prueba para todo espíritu; las inclinaciones buenas ó malas, nacen de lo interior del individuo; y según lo interior el espíritu se comporta en lo exterior; el capitalismo perfeccionó el exterior y creó un mundo materialista; y descuido el interior; y habiendo descuidado una parte del todo, creó una falsa historia de la Tierra; creó para su futuro galáctico, infinitas galáxias y universos, cuyas historias planetarias serán falsas historias; porque de la más microscópica expresión salida de una letra, nace todo un infinito; que jamás conocerá fín; porque lo salido del Padre, no tiene fín; es por ello que fué escrito: De lo más humilde y de lo más microscópico, nace lo colosal; hay que ser chiquitito y humilde, para llegar a ser un colosal planeta en el espacio; he aquí la causa del llorar y crujir de dientes de esta humanidad; porque habiendo sido el capitalismo explotador un sistema antiguo en la Tierra, influyó en el pensamiento humano; porque todos los seguidores del capitalismo, no entrarán al Reino de los Cielos; de verdad os digo, que basta que hayáis probado sólo un instante una extraña moral en la vida, y no entráis al Reino de los Cielos; se llama extraña moral en el Reino, a la moral creada por sistemas de vida, que nó consideraron al Padre en sus leyes; porque en el Reino todos alaban al Padre por sobre todas las maravillas vivientes que se ven; he aquí al satanás de este mundo; el capitalismo os ilusionó con el dinero; os hizo que os alejárais de las escrituras del Padre; os alejó una vez más del Reino de los Cielos; porque todos los espíritus nacen de nuevo; muchas exsistencias tienen y tendrán; y al haber vivido otras exsistencias, conocísteis otras tantas veces al capitalismo; de verdad os digo, que los actuales capitalistas del mundo, son los mismos del pasado; que pidieron nacer de nuevo, para vencer la debilidad de la posesión para sí mismo; más volvieron a caer; porque volvieron a dividir al mundo en ricos y pobres; de verdad os digo, que ni ricos ni pobres se conocen en el Reino de los Cielos; porque no exsiste el dinero; ni exsisten filosofías que dividan a otros ni en lo más microscópico; el capitalismo al igual que las llamadas religiones, son desconocidas en el Reino de los Cielos; las religiones serán acusadas en este juicio final, de dividir al mundo en muchas creencias; habiendo un sólo Dios nomás; nadie pidió al Padre, dividir a nadie; porque hay un sólo Dios nomás; todos sabían en el Reino de los Cielos, que sólo satanás divide; pues vísteis como había dividido en filosofías, los ángeles del Padre; y nadie prometió al Padre, imitar a satanás; he aquí el llorar y crujir de dientes, de religiosos y capitalistas; he aquí a la roca y a la bestia; a la ramera que comerció con mi divina ley, al mejor postor; la que hizo alianzas con reyes de la Tierra; y con los ricos del mundo; sabiendo la ramera, que ningún llamado rico, entrará al Reino de los Cielos; sabiendo que es más fácil que pase un camello por el ojo de una aguja, a que un rico entre al Reino de los Cielos; de verdad os digo religiosos del mundo, que ninguno de vosotros entrará al Reino de los Cielos; porque inventásteis las llamadas religiones para comerciar lo que es de Dios; vuestras extrañas religiones no están en las escrituras del Padre; el Padre y el hijo dejaron al mundo un evangelio y divinos Mandamientos; más, nó religiones; esta extraña forma de adoración material, es tragedia para este mundo; porque todo el que adoró imágen en templo alguno, no entrará al Reino de los Cielos; vuestro error é imperfección, arrastró al llamado mundo cristiano, a quedar fuera del Reino de los Cielos; de verdad os digo falsos profetas de mi palabra, que es más fácil que entre al Reino de los Cielos, uno que no conoció religión a uno que la conoció; el primero no se dividió ni dividió a nadie; el último se dividió y dividió a muchos; porque transmitió la herencia.-



ALFA Y OMEGA