DIVINO ORÍGEN DEL PLANETA TIERRA; TRILLONÉSIMO DE TRILLONÉSIMO DE TRILLONÉSIMO PLANETA SALIDO DE LOS SOLES ALFA Y OMEGA; PLANETA-POLVO.-

Sí hijito; el planeta Tierra es un planeta salido del coloquio amoroso de los soles Alfa y Omega; al nacer la Tierra el sol Omega se expandió y lanzó al espacio una microscópica chispita; que con el correr del tiempo, tuvo también desarrollo expansivo; los soles Alfa y Omega siguen aún creando chispitas de futuros planetas; se acabará la Tierra, y estas lumbreras solares nó cesarán de crear mundos; aquí sólo te nombro una pareja de soles sin tomar en cuenta, los infinitos otros del universo; que por eternidades sin fín, vienen creando planetas; la Tierra nó es por lo tanto ni la primera ni la última; ningún planeta del universo es el primero ni el último; porque la Creación del Padre, nó tiene ni principio ni fín; el sol Alfa es sol masculino; y el sol Omega femenino; porque lo que exsiste abajo, también exsiste arriba; en el infinito en donde jamás llegará la criatura humana, ocurren hechos y sucesos, como ocurren en la Tierra; la diferencia está que lo del infinito es gigantesco; tan gigantesco, que escapa a toda imaginación humana; más, todo el universo, cualquiera que sea su dimensión, salió de una misma ley; son las eternas transformaciones de los mundos, lo que hace la diferencia; todo planeta progresa sin cesar; y sus criaturas igual; este lugar de lo gigantesco es el macrocosmo; donde todo lo imaginado exsiste; al macrocosmo se le llama también Reino de los Cielos; porque del macro nace el micro; nace lo pequeño; del macro nació vuestro planeta Tierra; uno de los infinitos del universo; son tantos los planetas del universo, que jamás podrán ser contados; y vuestro planeta es desconocido; sólo el Padre Jehova, la Madre Solar Omega y ciertos padres solares que fueron profetas en la Tierra, conocen vuestro mundo; mundos gemelos al vuestro, exsisten por infinitos; y mundos desiguales igual cosa; nada en la Creación Universal, se puede calcular; el Universo Expansivo Pensante, nó cesa ni un instante de expandirse más y más; jamás tendrá límite fijo alguno; de un mundo y de sus criaturas, ocurre cosa igual, no cesan de generar ideas; de las cuales nacerán futuros planetas; porque cada uno se hace sus propios cielos; así como los soles crean en forma colosal, así también las criaturas microscópicas crean; lo de arriba es igual a lo de abajo; nadie es desheredado; ni la materia ni el espíritu; la Tierra en que estáis, es producto del fuego solar; mi Hijo Primogénito os lo dijo: Soy el Alfa y la Omega; soy el principio de vuestra vida y vuestro fín; porque mi Hijo Primogénito, es un Padre Solar; que os visitaría, brillante como un sol de sabiduría; de verdad os digo, que todos mis mensajeros y profetas, salen de los soles Alfa y Omega; salen del mismo lugar, de donde salísteis vosotros; allí fué donde conocísteis por vez primera, la luz de la vida; antes de eso, dormíais en el interior de los soles; he aquí una revelación que maravillará al mundo terrenal; se levanta el velo que cubría vuestro orígen galáctico; este olvido salió de vosotros mismos; porque pedísteis al Padre, vida de prueba que incluía olvido del pasado; de verdad os digo, que esta revelación hará desaparecer toda filosofía exsistente; que ya cumplieron su tiempo de prueba; porque así como son probadas las criaturas, también son probados los acontecimientos; porque nadie es menos delante del Padre; ni criatura ni acontecimiento; ambos tienen el mismo derecho; la Tierra en su Juicio Final que pidió en el Reino de los Cielos, pidió ser enjuiciada en todo lo imaginado; en hechos y en pensamientos; su juicio es para el espíritu y la materia; nada quedará que nó sea juzjado; hasta vuestros microbios pidieron ser juzjados; el planeta Tierra es un mundo que en su desarrollo, entrará a una Nueva Era; una era jamás sospechada; vuestro llamado mundo materialista, llega a su fín; porque también pidió ser probado como sistema de vida; y cayó como tal delante de Dios; porque se apartó de las Escrituras del Padre; nó lo tomó en cuenta por sobre todas las cosas.-



Sí hijito; los soles Alfa y Omega siguen creando chispitas solares; que son los gérmenes de futuros planetas; allí reina el tiempo celeste; un segundo de tiempo celeste, equivale a un siglo terrestre; la eternidad en los soles, hace que los mundos creados, desaparezcan primero; porque los tiempos como los de los planetas tierras, son relativos; según la cualidad y la calidad de sus pedidos en sus Arcas de las Alianzas; entre materia y espíritu; la Tierra tuvo principio de microbio; con crecimiento circular expansivo; todo en la Tierra nació microscópico; molécula, viento, agua, fuego, vegetación etc. etc.; el crecimiento de la Tierra fué una transformación de fuego a materia; después de un fuego, ¿nó quedan cenizas? la corteza de la Tierra, es la ceniza; los mares son temperaturas salida del fuego; porque al principio todo era fuego; los mares son producto de la más elevada temperatura, alcanzada por el fuego del principio; fué una temperatura que escapa a vuestra imaginación; hubo al principio, elementos que nunca conocísteis; transformaciones que jamás vieron ojos humanos; pero sí, otras criaturas; y estas criaturas, nó vieron lo que otras vieron; de verdad os digo, que el número de criaturas que han pasado por este mundo, escapa a todo cálculo humano; vosotros sóis de creación reciente; porque vuestro planeta, tiene tantos siglos de antiguidad, como moléculas tiene vuestro planeta; por lo tanto no sóis los únicos, ni en vuestro propio mundo; nadie es único; sino el Padre; ni sóis únicos como mundo habitado; porque lo del Padre nó tiene ni principio ni fín; exsisten tantos mundos habitados, como granos de arenas contiene un desierto; de verdad os digo, que vuestro planeta es llamado planeta-polvo; porque es tan pequeñito, que nadie os conoce; es por eso que fué escrito: Del polvo eres, y al polvo volverás; de lo microscópico eres y a lo microscópico vuelves; porque todo espíritu nace de nuevo, sin abandonar el microcosmo; vuestro planeta pertenece a la galaxia Trino; una galaxia que jamás conoceréis sus límites; y vuestra galaxia Trino, también es desconocida; porque el universo viviente del Padre Jehova, es tan infinito, que todo los mundos no se conocen; y a la vez se conocen; en ambos extremos está el infinito; vuestro planeta nació de tres líneas magnéticas solares; que corresponden a la geometría primera de: largo, ancho y alto; una dimensión de evolución materializada; esta geometría es producto de vuestra sal de la vida; ó de vuestro conocimiento aprendido en otras exsistencias; porque todo espíritu nace de nuevo; muchas exsistencias a tenido y tendrá; de verdad os digo, que la sal de la vida, sale de sí mismo; vuestro planeta Tierra es producto de la sal de la vida, de los soles Alfa y Omega; lo de arriba es igual a lo de abajo; exsiste vida arriba y vida abajo; en cualesquiera dirección hacia donde se diriga la mente; de verdad os digo, que nadie en la Tierra, a podido dar con su propio orígen planetario; porque se alejaron de las Escrituras del Padre; todo sabio materialista cuando quiere explicar el orígen de su planeta, se vá siempre a lo grande; a pesar y calcular sólo lo que sus ojos ven; el sabio terrestre, nó vió el principio de vuestro planeta; nó estuvo presente en tales acontecimientos; él vive en un presente; y han transcurrido infinitos presentes; tantos, que la mente humana, jamás podrá calcularlos; vuestro planeta a tenido infinitas formas geométricas; tantas, como la mente puede imaginar; pasó por incontables tamaños; desde el porte de una cabecita de alfiler; hasta llegar a la bola de Tierra actual; he aquí el significado de la divina parábola que dice: Hay que ser humilde para ser grande en el Reino de los Cielos; el concepto telepático de revelación os dice: Hay que ser humilde, chiquitito y microscópico, para ser grande en el Reino de los Cielos; llegar a ser un colosal planeta; esta parábola pasó inadvertida para los sabios del mundo; nó la profundizaron; buscan la verdad por todos lados; menos, en donde deberían buscarla; en las Escrituras por sobre todas las cosas; en las Sagradas Escrituras está todo lo que los hombres han buscado por siglos; está escrito a medias; porque vosotros cuando pedísteis la prueba de la vida en el Reino de los Cielos, también pedísteis la prueba en el entendimiento intelectual; partiendo por la misma interpretación de las Escrituras del Padre; sóis probados partiendo en la interpretación, de vuestra propia fé; sóis probados por las mismas dificultades, que experimenta vuestra mente y vuestra individualidad; al tratar de comprender las Escrituras del Padre; las Escrituras del Padre, representan su libre albedrío; es su palabra viviente; los sabios del mundo faltaron a lo que ellos mismos pidieron en el Reino de los Cielos; todo se pide en el reino; la vida y sus menores detalles; los sabios como el resto de las criaturas del mundo, pidieron cumplir con los mandatos del Padre, por sobre todas las cosas; el término: Por sobre todas las cosas, significa todas las cosas; que vuestra mente pueda imaginar; es por vuestra promesa que fué escrito: Adorarás a tu Dios y Señor por sobre todas las cosas; por sobre tí mismo; los sabios al nó considerar las Escrituras del Padre, en sus búsquedas, han caído ante el Padre; es más fácil que entre al Reino de los Cielos, un sabió que buscó en la sabiduría escrita del Padre, a uno que nó lo buscó; es por esto que a ningún sabio de este mundo, se le a dado la gloria de explicar en forma universal, el orígen de su planeta; de verdad os digo, que ningún sabio de este mundo, entrará al Reino de los Cielos; primero y por sobre todos los primeros, hay que ser sabio en las Escrituras del Padre; porque está precisamente, por sobre todas las cosas; la Tierra a recorrido tres cuartas partes de su total de vida; está entrando en vejez planetaria; más, le quedan infinitos siglos; tantos siglos, como moléculas contenga un cuarto de círculo omega; de verdad os digo, que las transformaciones y juicios que a tenido este mundo, por parte de la divinidad, son infinitos; son tres cuartas partes del planeta vivido; vuestro Juicio Final marca el comienzo de una Nueva Era; la Era del Reinado del Hijo Primogénito; la Era Omega; un nuevo mundo surge del que se vá; el que se vá es el mundo del principio; el mundo alfa ó mundo materialista; el mundo que pidió en sus filosofías pensantes, ser probado por el Padre Jehova; toda prueba tiene su veredicto; el Juicio Final escrito por la Doctrina del Cordero de Dios, es un Juicio Intelectual; que vosotros mismos pedísteis, cuando pedísteis la vida; todo se pide en el Reino de los Cielos; hasta los juicios de sí mismo; al pedir vosotros vuestro juicio, lo pedísteis con conocimiento de causa; pedísteis el saber de como fueron hechas todas las cosas; he aquí la Escritura Telepática, que todo lo explicará; la Creación del Padre no tiene ni principio ni fín; y su explicación igual; explicar el universo, nó tiene fín; he aquí un poder viviente que lo transformará todo; he aquí la revelación hecha carne; he aquí la sorpresa del mundo; la sorpresa que vosotros mismos pedísteis; la sorpresa que causa un ladrón de noche; he aquí la revelación que viene al mundo; tal como la quiere el libre albedrío del Padre; y nó como la quisieran los hombres; lo que es de Dios, de Dios es; lo que es de los hombres, de los hombres es; he aquí que serán juzjadas todas vuestras costumbres; instante por instante; segundo por segundo; molécula por molécula; poro por poro; célula por célula; ojo por ojo; diente por diente; porque materia y espíritu, son iguales en derechos, delante de Dios; ante el Padre nadie es menos; ni la materia ni el espíritu; su amor y cariño es universal; porque todo lo a creado; todo está hecho a su imagen y semejanza; porque en todas partes está; la imagen y semejanza nó es sólo para la criatura humana; porque lo del Padre nó está representado sólo en un mundo; la imagen y semejanza es el universo mismo; si vuestro Dios está en todas partes y en todas las cosas, su imagen y semejanza está en todo; de verdad os digo, que el que dudó en la vida, de que su Creador estaba en todas partes, nó entrará al Reino de los Cielos; es más fácil que entre al reino, uno que tuvo un conocimiento infinito de Dios, a uno que nó lo tuvo; el que lo tuvo, buscó y encontró; el que nó lo tuvo, nada encontró; he aquí una lucha con el conocimiento, que todos pidieron en el Reino de los cielos; esta lucha la pidieron todos en sus propias individualidades; en su cualidad y calidad; en sus filosofías y jerarquías; la dificultad mental para comprender a su Creador, la siente cada uno a su manera; porque la dificultad mental, es controlada por el libre albedrío; si la dificultad mental, fuese la misma en todos, en su cualidad y calidad, se tendría un concepto universal de Dios; y de verdad os digo, que nó habríais conocido las llamadas religiones; que son instituciones comerciales; porque hablan de Dios, calculando la ganancia material; son los falsos profetas de las Escrituras; enseñan lo del Padre, con un conocimiento basado en la materia; este conocimiento les a dado por fruto, una extraña moral; porque esa manera de interpretar las Escrituras, es desconocida en el Reino de los Cielos; en el macrocosmo, es leyenda infinita, que los humildes y sencillos de corazón, encabecen el conocimiento del Padre en los mundos; escrito fué: Todo humilde es primero delante de Dios; en otras palabras, los humildes lo gobiernan todo; porque basta ser primero delante del Creador, y se es primero en cualquier punto del universo; lo de Dios nó tiene ni principio ni fín; he aquí que surge una divina pregunta al mundo; si los humildes son los primeros en todo, ¿por qué los humildes nó gobiernan este mundo? ¿nó son los primeros, en el Reino de los Cielos? he aquí que surge la más grande usurpación de poder; los que gobiernan este mundo, nó son precisamente los primeros del Padre; son los últimos; los más atrasados en su evolución; los menos que saben de las leyes del espíritu; los más ignorantes que han pasado por este mundo; porque nada quedará de ellos; los que sólo viven para el mundo; y nó para la eternidad; porque los que gobiernan este mundo, despreciaron las Escrituras del Padre; nó lo tomaron en cuenta para crear el sistema de vida inmoral, llamado capitalismo; si lo hubiesen tomado en cuenta, de verdad os digo, que en este mundo nó habrían ni ricos ni pobres; porque nada de ello enseñan las Escrituras del Padre; quien desprecia al Padre, nada espere del Padre; así como despreciaron el mandato viviente del Padre, así serán despreciados en cualquier punto del universo; lo de arriba es igual a lo de abajo; vuestro mundo experimentará el llorar y crujir de dientes que causa el haber violado la ley de Dios; por causa de aquéllos, que os dieron un sistema de vida, en que para nada tomaron en cuenta al Creador, ninguno de vosotros entrará al Reino de los Cielos; es más fácil que entre al reino, uno que vivió un sistema de vida, que respetó al Creador por sobre todas las cosas; a uno que vivió en sistema de vida, y nó lo reconoció; a todos os fueron dados los mandamientos del Padre; para que nadie cayera en pecado; vuestro sistema de vida, os hundió en el pecado; empezando por el desprecio a las Escrituras del Padre; estáis marcados para toda la eternidad; sólo os queda el arrepentimiento; porque todo es posible en el Padre; he aquí una era que os fué anunciada por siglos y siglos; la Era del LLorar y Crujir de Dientes; preludio al advenimiento de la resurrección de toda carne; esto es el Juicio Final; porque todo un mundo y sus costumbres, llega a su fín; así lo determina el Padre Jehova; el fín de vuestro mundo, nó es la destrucción del mundo; es la caída del vicio creado por vosotros mismos; vuestra caída la inició el mismo sistema de vida; fué el punto de partida de vuestra caída; vuestros destinos fueron influenciados por satanás; que nó tomó en cuenta lo del Padre; os dividió según sus intereses; os ilusionó y os engañó; de verdad os digo, que sólo satanás divide en los mundos; vuestro mundo fué dividido en ricos y pobres; y ningún espíritu que vivió, sintió ó contempló división alguna, entrará al Reino de los Cielos; llegó el momento esperado por las generaciones del mundo; y os tocó a vosotros; los demás viven el momento esperado, en otros puntos del universo; porque lo de arriba es igual a lo de abajo; todo juicio salido del Padre, es preexsistente a todo; vá más allá de la muerte; más allá de las exsistencias del espíritu; más allá de los naceres de nuevo; más allá de vuestras reencarnaciones; el juicio que se os avecina, es Juicio Intelectual; pedido por vosotros mismos; porque todo se pide en el reino; el Juicio Final se extenderá por toda la Tierra; las Escrituras Telepáticas del Cordero de Dios, serán traducidas a todos los idiomas de la Tierra; porque lo que es del Padre, es eterno; todos son hijos de un mismo Dios a todos alcanza el juicio; porque todos son iguales ante Dios; he aquí la infinita diferencia entre lo que es de los hombres, y lo que es de Dios; las obras de los hombres están subordinadas al Padre; cada obra salida de hombres, rinde cuenta ante el Padre; lo salido del Padre, transforma a los mundos; derriba lo falso; vence al demonio de los mundos; cualesquiera que sea la forma que éste tenga; en vuestro mundo, el demonio tomó forma de sistema de vida; os alejó del mandamiento; puesto que es más importante para vosotros, llegar a ser rico que tener un dominio perfecto del contenido de las Escrituras del Padre; de verdad os digo, que no habrá nadie en este mundo, que no llore ante la realidad espíritual; nadie desea la condena de su alma; sólo los que despreciaron de hecho, al Hijo Primogénito; estos demonios vosotros los llamáis masones; son lo más puro, salidos de las legiones de satanás; de verdad os digo, que todos aquéllos que practicaron ritos, que nó enseñan los mandamientos del Padre, ninguno entrará al Reino de los Cielos; es más fácil que entre al reino, uno que dignificó al Padre en sencillez, a uno que practicó rito; el primero cumple la ley del Padre; el otro cumple la ley de satanás; todos los que practicaron ritos, deberán sumar todos los segundos transcurridos, en el tiempo que practicaron tales ritos; cada segundo de violación, equivale a una futura exsistencia fuera del Reino de los Cielos; igual ley deben aplicarse los llamadas religiosos que practicaron y enseñaron, la adoración material; adoración faraónica de extraña moral; tan extraña a la moral del Padre, que ninguno de ellos quedó en la Tierra; igual cosa les ocurrirá a todo el que practicó extraña moral en la vida; a todos se os enseñó una sola moral; salida de un sólo Dios; expresada en una sóla Escritura; dada en un sólo mandato; y probada en millones y millones de seres pensantes; que pidieron ser probados en una vida, que incluía el olvido del pasado; este pedido de vida, incluía la dificultad que cada uno siente, al tratar de comprender el significado de las parábolas de las Escrituras; sublime dificultad; porque ello representa el mayor premio de la vida; quien leyó y estudió toda la Escritura del Padre, entra al Reino de los Cielos; vuestro Padre Jehova se conmueve cuando un hijo se interesa por Él; tal como os conmovís vosotros cuando alguien os alaba; lo que tenéis vosotros, lo tiene también el Padre; lo de arriba es igual a lo de abajo.-

ALFA Y OMEGA